Chat with us, powered by LiveChat

¿Les ha pasado que seleccionan un diseño de empaque y una vez lo someten a revisión técnica por ingenieros o proveedores el diseño se transforma en otro?

Este es el día a día en diseño de empaques, y son este tipo de retrocesos los que generan que el proceso se alargue mucho más de lo esperado, y la fecha de lanzamiento no se cumpla según lo programado.

Usualmente en un proceso de diseño de empaque siempre se comienza por tener en cuenta los insights del mercado, las necesidades, cuál es la competencia; luego se plantean alternativas de diseño y se selecciona una final como un diseño aceptado y probado con consumidores. Posterior a esto se envía el diseño al área técnica o al proveedor, y es aquí donde vienen las primeras retroalimentaciones o ajustes con los que el diseño comienza a sufrir grandes cambios; en muchos casos termina siendo otro o se decide comenzar desde cero el proyecto.

Este tipo de situaciones son comunes ya que desde su fase inicial no se tienen en cuenta las limitaciones técnicas y los detalles de ingeniería de empaque. Es por esto que en el proceso de diseño en ImasD planteamos desde el inicio un vínculo con el área técnica, realizamos una visita a la planta y prevemos todas las limitaciones actuales para trabajar. Es necesario en este inicio también acordar algunos ítems negociables o variables, porque es imposible plantear un diseño que cumpla 100% con todas las áreas; siempre habrá sacrificios en términos de estética, dimensión, costos, ajustes en línea, entre otros, que hacen parte del lanzamiento de un buen empaque.

Ingeniería

¿Cómo lo fabricamos? ¿Quién? ¿Con cuál proceso? ¿Qué material es el más idóneo? ¿Debe tener barrera? ¿Cómo es el mecanismo de sellado? ¿Para qué línea de llenado? ¿Tiene estabilidad? ¿Cómo debe ser el diseño para llenado en caliente? ¿Cuál es la presión del gas? ¿Qué tipo de corrugado debo usar? ¿Qué tipo de sello necesita?

Estas son algunas de las preguntas que nos planteamos en el diseño técnico de un empaque, todas tienen respuesta y detalle técnico, pero es importante que desde la fase de diseño sean tenidas en cuenta, así evitamos retrocesos en diseño y minimizamos el tiempo de desarrollo y las pérdidas de dinero.

Algunos análisis de ingeniería empaque en la fase del diseño:

  • + Análisis de capacidad y altura de llenado: las alturas de llenado y las contracciones del material pueden modificar la capacidad, es importante conocer la tolerancia de variación y evitar empaques que no cumplan con la capacidad que prometen.
  • + Estabilidad del empaque: en este análisis se verifica el centro de masa y se calculan los ángulos en los que el envase pierde estabilidad y la fuerza desestabilizadora que causa una caída en serie.
  • + Análisis de carga vertical (FEA – Finits Elements Analysis): se considera la carga máxima que puede soportar el empaque en apilamiento y transporte, con el fin de verificar las zonas de mayor esfuerzo y generar refuerzos estructurales.
  • + Pruebas técnicas con prototipos: estos ayudan a verificar dimensiones, el diseño en pruebas de planta, el sellado y los etiquetados, entre otros.
  • + Pre-serie de producción para prueba en máquinas: esta pre-serie se trata de un volumen bajo de muestras muy próximas al acabado final, con las que se prueban todos los ángulos del empaque a nivel técnico. Estos ensayos requieren de tiempo y presupuesto, pero logran un empaque que se mantiene en el tiempo, que cuenta con menos riesgos y que tendrá menos cambios o ajustes en la fase final para llegar a su implementación y posteriormente a su lanzamiento al mercado.

Algunas fallas en empaques con mala ingeniería:

  • + El empaque colapsa – se arruga – se agrieta – se encuentra en mal estado
  • Alta deformación + No hay hermeticidad
  • + El producto interno se altera + La etiqueta se arruga
  • + La estructura no resiste apilamientos
  • + El empaque se cae constantemente
  • + Empaque sobredimensionado a nivel de materiales
  • + El empaque luce bien pero a nivel de producción tiene muchos problemas
  • + El empaque no tiene la capacidad indicada – altura de llenado a rebosar

Todos vamos al supermercado pero pocos ven el conocimiento y análisis que hay detrás de cada empaque, y aunque se lancen miles de referencias al año, todas tienen su propia historia y proceso, del cual nacen tanto exitosas líneas de productos nuevos y como otras que muy pronto desaparecen.

El análisis de ingeniería para empaques es una fase contundente y determinante en costo y tiempo; es importante no pasarla por alto porque podemos tener en frente a un concepto ganador que solo luce bien en el computador, ya que una vez se lanza tiene fallas de funcionamiento, y esto desenamora a cualquier consumidor.